Gatuno, Un Vino Felino

Un Blanco Felino

Descubrimos un viñedo de altitud implantado hace años, un curioso cultivo combinado con viñas y olivos. Plantado sobre suelos pobres, arenosos y graníticos. Son los ingredientes elegidos para elaborar un vino felino.

En este emblemático paraje han puesto sus ojos los chicos de Bodegabierta. Esta inquieta distribuidora madrileña pretende afrontar una nueva manera de hacer vinos basándose en dos pilares: sostenibilidad y solidaridad. Sin duda se trata de un vino felino.

Visitamos Cenicientos, un pueblo en la sierra suroeste de Madrid, uno de los pueblos madrileños con mayor tradición vitivinícola. Gatuno es un vino solidario en homenaje a los gatos y que Bodegabierta elabora con mimo. Colaboran con la asociación protectora de animales Doganzo, donde se trabaja para que los felinos lleven una mejor vida.

Su Majestad La Garnacha.

Es un pueblo donde reina a sus anchas una de las variedades más populares y apreciadas en la actualidad: la uva garnacha. Así comenzó su andadura Gatuno, elaborando un vino ecológico y original. Hasta allí nos acercamos desde nuestras viñas Demencia en el Bierzo, y allí descubrimos este tesoro.

Garnacha en cultivo ecológico con una edad media de las cepas de más de 90 años. La fermentación tuvo lugar durante 22 días a temperatura controlada. Se sometió el vino a una maceración post-fermentativa de 7 días y posteriormente a una crianza de 6 meses en barricas usadas de roble francés. El vino tiene un suave filtrado y no está clarificado. La producción total de Gatuno Garnacha fue 5.934 botellas.

Elaboración de su Blanco Gatuno.

Su última apuesta es un vino blanco, pero no convencional. La Vendimia tuvo lugar el 31 de agosto y el 1 septiembre de 2018 con uvas moscatel de grano menudo procedentes de los pagos de Huertezuelo, La Mellá y Peazo la Encina. Fermentado entre 11 y 15 grados centígrados, y macerado durante tres semanas con pieles a la manera de los vinos orange. También se somete a una crianza sobre lías en depósito de acero para finalmente acometer un afinamiento en barrica de roble francés durante tres meses. El vino tiene un filtrado suave y no está clarificado. La producción total de Gatuno ha sido tan solo de ¡¡540 botellas!!

Un vino felino y solidario. Un proyecto sostenible con el que hemos disfrutado, convivido y aprendido mucho. ¡¡Y seguiremos compartiendo!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *